Saturday, August 24, 2013

SOBRE LA HERIDA BLANCA DEL PAPEL...



*Obra de Cecilia Aguado.
Villa Gesell. Argentina.
 
 
 
 
 
 
*
 
 
 
Inmigré a la Tierra envuelta en un silencio
Escrita en un reflejo, sendero a la palabra
Traía mi voz fértil, mi ofrenda sin espinas
Y una paz de garúa al fondo de los ojos.
 
Encontré una guarida de ciénagas y púas
Un Poder que calcina la sangre de los niños,
Vi hombres como lobos, vi lobos angelados
Y un diluvio salobre de ensueños moribundos.
 
Cada día hay más seres desgarrados y rotos
Los talan, los arrancan, los estallan, los matan
Al tiempo que Goya y Beethoven y Balzac
Afirman que la vida se refuerza en cada Ser
 
Inmigrada en la esencia potente del arte
Maldigo cementerios y cenizas, y me quedo.
Me quedo hasta que el follaje de los hombres
Sostenga la raíz y reinvente el mundo.
 
 
*«Garúa», de Cristina Castello.  castello.cristina@gmail.com
– Nochebuena 2006 – París
 
 
 
 
 
SOBRE LA HERIDA BLANCA DEL PAPEL…

 
 
 
ACERCA DE AGONÍAS*
 
 
 
Apareció la sombra. /
Era toda de ortigas, / de vinagre. / Caminaba descalza. /
Había en el insomnio / ese estupor salvaje que precede a los días de la furia. /
No parecía el tiempo destinado / para que detonaran las anteras en una llamarada tan intensa. /...
Sin embargo los vientos dejaron al desnudo la agonía, / aristas de serbales, / llagas como amapolas o ramos de campánulas bermejas, / pústulas de begonias / y las huellas secretas de tánganos y trasgos / huyendo hacia la hondura del sigilo. /
Y aunque fuera bastante conocido / que en la naturaleza de estos duendes / los dioses cometieron el pecado de la inmortalidad y la perfidia / nadie estaba seguro / de que salieran a inmolar los sueños / o a mutilar el vuelo de algunas mariposas / mientras el huerto estaba entregado al olvido. /
De entre el silencio huyó como en enjambre / la loca algarabía del azogue. /
Volaban por el aire de diciembre reflejando la piel de los retratos, / los espantados flancos del abismo, / los ojos de un agobio donde convalecían las tristezas. /
Huía desde el silencio / mientras argumentaba con el cielo / por las causales de los abandonos. /
No parecía el tiempo destinado a refundar la savia, /a reconstruir la paz que reclamaban las dalias de los pétalos oscuros, / los ásperos gladiolos. /
Antes de que la fiebre lo advirtiera. / Antes de que la niebla lo advirtiera. / Antes de que la muerte lo advirtiera. /
Aún no habían nacido las magnolias. /
A través de la noche una luna caníbal, sofocante. / Un resplandor ajeno colgando en el perfil de la ventana. / Grávida de vergüenza. / Envuelta en el sayal de sus complicidades. / Lejana como nunca. / Más allá de la pena. /
La guardiana del huerto yacía en el despojo / con las alas quebradas para siempre, / aguardando lloviera la ternura con su voz de amaranto. /
Aguardando lloviera la ternura. /
No parecía el tiempo destinado a aventurarse entre los vidrios rotos, / entre los muros rotos, / entre los huesos rotos, / a apenas dos sollozos del vino y la alegría. /
Había en el insomnio / ese estupor salvaje que precede a los días de la furia / cuando cruzó la sombra entre las nomeolvides. /
Era toda de ortigas, / de vinagre. /
Caminaba descalza. /
 
 
*De NORMA SEGADES-MANIAS.
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
UN PININFARINA DE ENTRECASA.*
 
 
 
*Por Eduardo Francisco Coiro. inventivasocial@hotmail.com
 
 
El hombre va a abrir su taller en un despertar de trinos y celeste infinito, apenas un candado y se abre la doble puerta galponera por la que puede pasar un camión, a la derecha un pequeño escritorio, algunas piezas dejan manchas de grasa entre croquis y papeles. El dice que lo importante está en los fierros, los metales que desatan el movimiento y la combustión para salir y rodar por las heridas del mundo pero al menos en la libertad de las rutas.
-Esto es apenas un desorden ordenado.
Una lámpara extensible como las que usan los técnicos mecánicos como él, es la única luz sobre la mesa de trabajo si él día es gris como la ausencia. Hoy, la ventana es un resplandor que corta el enorme espacio donde conviven máquinas, herramientas,  pedazos de coches y coches a punto de terminarse.
Todas las mañanas le hecha un vistazo al afiche, es casi una ceremonia verlo y hacer en silencio algunas breves reflexiones, como quien hace una oración antes de partir a la lucha cotidiana por la subsistencia. Siempre lo lee completo:
 
1914: UN HOMBRE ABRE ESTA CAJA DE HERRAMIENTAS.
Y NACE INGENIERIA CHRYSLER.
 
La foto gris es poco nítida, una casa con refuerzos clavados en las esquinas, la tapa abierta, asoman instrumentos comunes como una tenaza, una roldana de aparejo.... afuera, sobre un banco de madera un martillo, pinza, un compás de acero, nada que indique el oficio de su dueño, salvo las letras blancas :
W. P. Chrysler.
 
El texto sigue en letra Courier sobre un papel amarillento de antigua humedad...
 
Porque ese hombre se llamaba Walter P. Chrysler.
Su objetivo: encontrar la manera simple, segura y cómoda de transportar al hombre.
La encontró.
Pero no se detuvo.
Porque sabía -y tenía razón-
que siempre había una manera más simple, más cómoda y más segura.
Por eso nació Ingeniería Chrysler.
Que aún mantiene -y seguirá manteniendo-
el objetivo trazado por Walter P. Chrysler.
Investigando, desarrollando, probando e incorporando adelantos
que logran más nobleza, más seguridad y más confort en sus vehículos.
Para que usted pueda ejercitar
su derecho a elegir,
exigir y disfrutar su Dodge.
 
(Logo de 5 lados - triángulos negros que dejan una finita estrella surgir)
y grande:
CHRYSLER
FEVRE ARGENTINA
 
Abajo, un espacio en blanco y la letra urgente, como de pintada en paredes de ciudad
con marcador azul:
 
Yo trabaje allí, 15 años, capataz de montaje, y me dejaron en la calle, a un clase '48.
Osvaldo Árbol Gómez.
 
El hombre lo lee todas las mañanas bien temprano antes de poner la pava del mate y empezar a trabajar, luego concluye -dicho de distintas maneras- en un mismo aforismo.
 
“Soy más que un pionero, soy un sobreviviente...”
 
Es fácil que las mismas imágenes se repitan cada tanto, el arrancando el afiche de la pared, era el último en ser despedido, el gerente de planta agradeciendo su tarea, diciendo
-Osvaldo, en un par de años los yanquis vuelven y brindamos con champán helado, el reencuentro.
 
Lo cierto es que casi se cumplen 35 años del cierre de la planta de La Tablada.
Le pagaron unos pesos y lo premiaron con un par de contenedores con piezas y repuestos en desuso. y un par de máquinas que no salían a remate por viejas.
 
El cargo todo, como quien carga con cada pedacito de un alma estallada y lo llevo al galpón grande de su finado padre, y entre sus maquinas y elementos de carpintería empezó y siguió.
 
Y todas las mañanas se mezclan las épocas y las situaciones, el no podría relatarlo, es como ver flashes y fotos sin orden, sin tiempo.
 
El abuelo de Pontevedra que compro ese terreno cuando todo era campo y lo único que había eran las estaciones de trenes de trocha angosta. Previsor el abuelo, terreno de 20 x 60, entrada grande para camiones. De chico no dejaba de estudiar esas herramientas que dejo en el galpón pequeño del fondo, las que usaba para trabajar la tierra después de volver de su trabajo en el ferrocarril. Un viejo anarquista, un hombre de principios como su padre y como él también.
"Nunca te entregues al capital, el dinero destruye todo, el capitalismo no deja nada en pie”
Pero el salió con el título de técnico mecánico y se empleo en la Chrysler, ahí cerquita cuadras de su casa. Y de allí volvió un día, una mano atrás y otra adelante, unos pesos de indemnización por despido y un montón de chatarra inservible.
Ahí empezó, soldando, imaginando, el ingeniero le decían en la planta. Adaptando piezas, mixturando carrocerías y chasis.
El único, solitario y obstinado, fabricante de autos 0 km desde el fondo de su casa, de la Argentina. No son autos, dice a quien lo visita actualmente, son obras de arte, artesanías irrepetibles. En el país es un desconocido.
El lo sabe, termina cada obra de arte, fileteando a pincel la parte inferior de la carrocería, a veces agrega frases que le piden los clientes, como la que pinto ayer en ese auto que alguna vez fuera un DKW y ahora es un Árbol Gómez - Argentina, firmado el capot de atrás donde iba el logo del mejor auto alemán de la posguerra.
Su oficio es su vida y su orgullo. a veces piensa que habría sido de él si hubiese sido otro, un almacenero, un operario, un ser indefenso ante las crisis del país, una crueldad anónima que mata sueño tras sueño. y deja muertos en vida. Habitaciones cerradas, persianas bajas con alguien durmiendo adentro, matando ocios con el mate lavado y regando la quinta a cada rato para que el día pase pronto.
Pero él esta conforme, lo más difícil del mundo es llevarse a si mismo, pero llevarse a gusto, con cariño como quien lleva a un niño de la mano.
 
-No se entregue Carbonari..¡, en su cabeza puede escuchar gritar de nuevo a  su padre dándole ánimo al amigo huelguista, “es el patrón el que más pierde con un paro, van a darles aumento no aflojen... ni con la traición de los sindicalistas”.
No aflojo viejo, parece decir con la mirada. Puede verse a sus 10 años: fabricando sus juguetes con madera y clavos, con las herramientas de Papá, solo pero pendiente del trabajo de él, que no podía distraerse del trabajo de la carpintería. Es como si lo viera ahora, el pucho colgando al costado izquierdo de la boca y alguna expresión de amargura, casi un Bogart. Se desprendía del pucho cuando tenía que sostener con los labios los clavos o los tornillos en el armado de los muebles.
Un gran carpintero su viejo, de los que trabajaban con madera maciza, nada de porquerías enchapadas, nada de aglomerados ni fórmicas. Pero el capital lo mató, pusieron fábricas enormes que escupían maderas hechas de aserrín, todo el mundo se puso a hacer muebles inservibles.
 
- En la primera mojadura revientan.... ¡¡¡que carajo compra la gente…¡¡¡¡¡.
 
Golpeaba la mesa de trabajo con furia y parecía que iba a volar en pedacitos su mano pesada de trabajador. Y los muebleros se fueron, lo vendieron por pocos pesos.
Y él, un día, un invierno de 1978 cerró, hecho el candado y al poco tiempo se murió.
 
Por eso él no va a transar, un Pininfarina de entrecasa, un constructor de mundos en cuatro ruedas. ¿Cuantos autos más podrá sacar con su firma reciclados a 0Km?
No lo sabe, no lo cuestiona, se rasca la cabeza y empieza una nueva jornada.
 
 
 
 
 
 
 
SIN LÍMITES*
 
 
 
Busco repetirme tantas veces
como el tiempo,
renacer en cada movimiento
del péndulo
acomodarme en el parámetro
de la vida
y negar mi nada.
Busco repetirme en la ola
en un ir y venir
de comienzos,
entregar a medias,
retacear a medias,
armar juegos inconclusos
en pentagramas
sin cercos.
 
 
*De Emilce Zorzut. zorzutemilce@gmail.com
 
 
 
 
 
 
 
 
Breves y di/versos*
 
 
 
*Por Miriam Cairo. cairo367@hotmail.com
 
 
1)Striptease --¿Qué tal tu espalda? --Mal. --Pero la apoyás en el respaldo. --Cuando me siento. --¿Y los ojos? --Mal. --Pero ves. --Lo suficiente. --¿Y las manos? --Mal. --Pero las tenés. --En los bolsillos. --¿Y la garganta? --Mal. --Pero hablás. --Si no hay más remedio.
 
 
2) Predestinaciones El instante es decisivo, dice el suboficial y el sospechoso canta una canción desesperada. Veinte poemas de amor se arrojan al precipicio. El sospechoso se derrumba y en el suelo trata de sacar el arma cargada de futuro. De pronto es el Far West. El suboficial cae en la cuenta de que no es el arcángel de la justicia, pero no muere porque es una criatura predestinada a la edición de premios nobeles. Alrededor hay muchos autores anónimos con cirrosis que se miran entre sí como perros mojados. Hay muchos infartos deshaciéndose la América. Los autores en vías de clasificación miran atentos la película de cowboys, pero los latifundios no se reparten equitativamente y sobreviene una guerra civil. El suboficial edita sin asco. El sospechoso vuelve a cargar el arma y dispara al aire. Cae la nube asesinada. El pájaro de Michaux vuelve a morir por el estruendo. A algunos autores noveles el corazón se les llena de pelotitas de telgopor, a otros se les vuelve jabonoso: lavan versos como quien lava dinero. Otros escriben novelas como quien siembra soja. El futuro es cada vez menos incierto: los versos, devaluados; el monocultivo, en auge. En los diarios se leen crónicas mercenarias. El suboficial se tapa la nariz y se tira de cabeza. La pileta rebalsa. Estrellita mía llora. La madrastra de Blancanieves recibe el Nobel de la Paz. La poesía, en lo suyo, sigue muriendo, interminablemente, de muerte anunciada mientras la humanidad cava su propia fosa.
 
 
 3) Fuera de borda --Un día de estos voy cambiar el pie izquierdo por el derecho. Necesito recorrer nuevos rumbos... --No lengües la lengua. --Ayer no más, estuve a punto de poner el norte en el sur, pero el este me hizo notar que no estaba para esos trotes. --Nada más inoportuno que ir un paso más allá del más acá. --Te lo suplico, cerrá la ventana de este diálogo. --No se puede. --No tenés fuerza. --No, es que se salió el picaporte. --Llamá al cerrajero. --Los diálogos no se cierran con cerrajero. --No te hagás el vivo, viva. --Vas de mal en peor. --Es tu culpa. --Tanto tirás de la cuerda que se te van a caer los calzones. --No me amenacés conmigo mismo. --Misma. --Da igual. --No. --María Constelaciones. María Malvón. María Limonero. María Crepúsculo. El universo es femenino. --No desgeneres los géneros si no querés quedarte afuera. --El afuera es mi adentro. --Basta. No la compliqués más. --Me voy. --Lejos. --Sí. Aquí mismo es el espacio sideral. --No tenés remedio.
 
 
4) Una clase de literatura Tema: "Las formas trágicas". Diseño Curricular, provincia de Buenos Aires, dixit. Escuela pública. Los alumnos exponen su punto de vista, en el trabajo de evaluación, pero uno de ellos no responde ninguna pregunta y entrega un poema. Dice: "Perdóneme, profe, pero yo escribí esto. No sé de dónde me salió". La profe lee y dice: "De la tragedia": "Si la vida sólo fuera amor/ la sabiduría no sería sabia/ pues sólo sabría lo bueno/ y no sus malas pasadas.// Si la vida sólo fuera tristeza/ la alegría sería amarga,/ la tristeza sería feliz,/ y el amor una venganza.// Si la vida sólo fuera afecto/ no habría vidas robadas/ y unas cuantas palabras/ son más fuertes que las balas.// Si la vida fuera todo/ la nada se sentiría sola/ porque la nada es todo." Martín Galeano. 4° año B.
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
Parece una tontería, pero llueve*
 
 
 
*De Sergio Borao Llop.  sbllop@gmail.com
 
 
 
Mi vida es un barranco, ya lo dije,
una zona desértica, una asfixia.
Un cable de alta tensión abandonado
al borde de un pantano de petróleo.
 
Pero llueve y veo caer todas esas gotas,
(todas y cada una, como hermanas
que me sonríen desde su alba líquida)
las veo estrellarse en las baldosas
o en los rostros mojados, en los árboles;
las veo golpear farolas y paraguas,
toldos, ventanas, autos, un buzón, unos bancos...
 
Y en el medio estoy yo. Mojándome.
A pesar de todo. Mojándome y pensando
que nadie puede arrebatarme
el placer de esta tarde y esta lluvia.
 
 
-De Por si mañana no amanece
 
 
 
 
 
 
 
 
 
*
 
 
Que ganas de tomarme
Que ganas de tomarme el agua sucia de las lapiceras
Eso saciaría en parte mi sed por escribir
Con rayas y desprolijos borradores
Tirados y arrugados contra el piso
Arrepentida y vivaz iría inundando
El suelo de entretelones y enredaderas
Que ganas de beber la tinta azul
Con ese aroma mágico de nostalgias
De lecturas y aventuras que escribieron
Los poetas los artistas y los pintores
Llenaría de acuarelas mi mirada
con plumajes de aves presuntuosas
mis pulgares intentarían acariciarlos
si bebiera de esa sangre tan azulada
si tan solo pudiera beber de esa tinta
leería los diálogos que ocultaron
los trovadores los dioses y los faraones
en sus tumbas rodeadas de semillas
estaría atenta a los mensajes eclipsados
y en ellos quizás me perdería…
 
 
 
 
 
 
 
 
 
*
 
 
Mi mano pasa
sobre la herida blanca del papel,
la acaricia y escucha:
-te doy mi silencio,
haz tú de él
tu barca
tu puerto
tu grito
tu viaje
y tu regreso...
 
 
 
*De Miryam Seia. miryamseia@cablenet.com.ar
 
 
 
 
***
 
 
 
Inventren
 
 
Próximas estaciones:
 
 
 
EMILIANO REYNOSO.
 
-Por Ferrocarril Provincial-
 
 
 
INDACOCHEA
-Por Ferrocarril Midland-
 
 
 
-Colaboraciones a inventivasocial@yahoo.com.ar
http://inventren.blogspot.com/
 
 
 
 
InventivaSocial
Plaza virtual de escritura
 
 
 
Para compartir escritos dirigirse a : inventivasocial(arroba)yahoo.com.ar
-por favor enviar en texto sin formato dentro del cuerpo del mail-
Editor responsable: Lic. Eduardo Francisco Coiro.
 
Blog: http://inventivasocial.blogspot.com/
https://twitter.com/INVENTIVASOCIAL
 
http://www.facebook.com/pages/INVENTIVA-SOCIAL/237903459602075?ref=hl
 
 
Edición Mensual de Inventiva.
Para recibir mes a mes esta edición gratuita como boletín despachado por
Yahoo, enviar un correo en blanco a:
inventivaedicionmensual-subscribe@gruposyahoo.com.ar
 
 
 
INVENTREN
Un viaje por vías y estaciones abandonadas de Argentina.
Para viajar gratuitamente enviar un mail en blanco a:
inventren-subscribe@gruposyahoo.com.ar
 
Inventiva Social publica colaboraciones bajo un principio de intercambio: la libertad de escribir y leer a cambio de la libertad de publicar o no cada escrito. los escritos recibidos no tienen fecha cierta de publicación, y se editan bajo ejes temáticos creados por el editor.
Las opiniones firmadas son responsabilidad de los autores y su publicación en Inventiva Social no implica refrendar dichos, datos ni juicios de valor emitidos.
La protección de los derechos de autor, o resguardo del copyrigt de cada obra queda a cargo de cada autor.
 
Inventiva social recopila y edita para su difusión virtual textos literarias que cada colaborador desea compartir.
Inventiva Social no puede asegurar la originalidad ni autoria de obras recibidas.
 
Respuesta a preguntas frecuentes
 
Que es Inventiva Social ?
Una publicación virtual editada con cooperación de escritores y lectores.
 
Cuales son sus contenidos ?
Inventiva Social relaciona en ediciones cotidianas contenidos literarios y noticias que se publican en los medios de comunicación.
 
Cuales son los ejes de la propuesta?
Proponer el intercambio sensible desde la literatura.


No comments: